NUEVA YORK
._ Fue hallado muerto en las aguas del Río del Este (East River), el bodeguero dominicano Héctor Cuevas de 65 años de edad, que había desaparecido sin llevarse nada, incluyendo el celular, el 29 de junio después de una discusión con un hermano del que era socio en la bodega. Era nativo de Barahona al Sur de la República Dominicana. La policía y los familiares del occiso, mantuvieron una activa búsqueda hasta la noche del lunes para tratar de encontrar al comerciante criollo.El bodeguero habría desaparecido con sólo $5 dólares en el bolsillo.La Oficina del Médico Forense dijo que realizará la necropsia oficial al cadáver para determinar la causa específica de la muerte. La esposa del bodeguero que junto a su hija, viajó desde la República Dominicana para unirse a la búsqueda, dijo que su marido sufría de depresión y que tampoco se había llevado los medicamentos recetados para controlar la afección. La señora Leoncia de la Cruz, señaló a medios locales que toda la familia, entre esta los cuatro hijos de Cuevas, estaban muy desesperados para que reapareciera, pero ayer en la mañana temprano, recibieron la trágica noticia de la policía.